LA JUSTICIA

Hola…El título de este post, con tan sólo dos palabras, puede abarcar tanto que daría para mucho. Pero hoy quiero reflexionar y compartir con vosotros mi experiencia con la justicia interna, esa justicia que todos tenemos dentro pero que en muchos casos es de todo menos justa…

Llevo años estudiando algo llamado “El Árbol de la Vida” y Kabbalah, que abarca conocimientos de diferentes ámbitos, espirituales sobre todo. Todos tenemos nuestro árbol de la vida, que se “levanta” según nuestro nombre, apellidos y fecha de nacimiento. Es una terapia muy desconocida para muchas personas pero sin embargo, le llega información de ella a quien le tiene que llegar, a quien lo necesita. Resumiendo mucho, en ella vemos la trayectoria de nuestra alma y todo lo que traemos en esta vida para trabajar, dones, talentos, karma, posibles crisis, aprendizajes, etc. Es una información sagrada que se mueve a través de lo que llamamos “senderos“ del árbol de la vida. Cada sendero está relacionado con un aspecto de la vida, hay 22 senderos, que a su vez se corresponden en nombre y en algunas características con los 22 arcanos del Tarot. Hago un pequeño inciso para aclarar que el Tarot se puede trabajar de muchas formas, y el Tarot que yo estudio es tarot evolutivo, una gran herramienta terapéutica para traer cosas de nuestro inconsciente a nuestro consciente y así poder sanarlas. Os explico todo esto para que podáis entender mejor lo que comparto en este post.

Bueno, pues uno de los senderos del Árbol de la Vida (y uno de los árcanos del Tarot evolutivo) es La Justicia. Llevo días “recorriendo este sendero” con distintas situaciones que se han ido presentando en mi vida en las últimas semanas. Y me doy cuenta que mi justicia interior es bastante injusta conmigo misma en algunos aspectos. Es increíble cómo podemos autoengañarnos pensando que estamos siendo justos con los demás cuando en realidad lo que estamos siendo es muy injustos con nosotros mismos…

La verdadera Justicia es aquella que sabe discernir, con honestidad y con libertad de corazón, lo que es realmente justo para tí. El conflicto y la injusticia se generan cuando nosotros tenemos este verdadero sentido desvirtuado. A veces se debe a ciertas situaciones que hemos podido vivir de pequeños, o hace años, que hacen que por algún motivo instaláramos en nuestro inconsciente un patrón de funcionamiento distorsionado de la justicia interior. Otras tiene su origen en patrones que no son nuestros, no tenemos consciencia de ellos, son heredados de nuestros padres o de nuestros abuelos por ejemplo. Ambos casos son muy “graciosos” porque no son cosas que veamos con claridad en un primer momento, están “ocultas” esperando a que podamos sacarlas, darles luz y poder sanarlas. También puede venir de alguna experiencia vivida de nuestra alma que generó un gran dolor, y traspasa el tiempo manifestándose en tu vida también de forma muy “graciosa”. Esto último sé que os puede resultar mucho más extraño de entender pero en realidad, es que nuestra alma es un mundo sin fin de experiencias, de dolores y de auténticos tesoros…
La Justicia sana es la que sabe ponerte en tu sitio, la que te empodera sin pisar a nadie, es sencillamente, la que sabe darte tu propio valor, lo que te mereces y lo que es justo. Así que si eres de los que estás continuamente justificándote con los demás por todo lo que haces, si te sientes culpable muy a menudo cuando tienes que tomar decisiones (ya sean cotidianas o de la índole que sea), o estás pidiendo disculpas muy a menudo, de forma ya inconsciente y en cualquier momento de la vida utilizando todo el tiempo coletillas del tipo “perdona” o “disculpa”, te animo a que explores tu sendero interior de la Justicia. Y aunque no sean tus experiencias exactamente las descritas, también te recomiendo que lo hagas, que te veas como si fueras un observador neutro, imparcial, en determinadas situaciones, y que seas justo. Sembrar justicia no es egoísmo, creo que este es otro de los “desvíos” que cometemos, sembrar justicia es quererse y respetarse a uno mismo, es enamorarse de lo pequeños y grandes que somos a la misma vez. Y hoy, “día de los enamorados”, día en el que publico este post, podría ser un gran día para esa siembra…

Para mí la gratitud es en algunos aspectos, una parte implícita de la justicia, así que siguiendo con el post anterior sobre el agradecimiento (lee aquí https://eltiempodelas7lunas.com/index.php/2021/01/30/2o-cumple-del-blog-el-muro-de-la-gratitud/ ), quiero dar las gracias a todas las personas que dejaron sus comentarios tan enriquecedores, honestos, sinceros y amorosos dando las gracias por algo en su vida. Sois Estrellas que ilumináis la noche, porque cuanto más oscuro está el cielo, más brillan sus Estrellas…

Podemos seguir enriqueciendo el muro de la gratitud, de ser nuevo partícipe ó aportar nuevos comentarios. El de la gratitud y el de la justicia. Las Estrellas pueden brillar en cualquier lugar…

Un abrazo enorme a todos los que leéis este Blog y le dais sentido ❤️

Puedes suscribirte al Blog para que te lleguen por correo electrónico las notificaciones de nuevos posts. Y compartir aquí debajo en redes sociales si te ha gustado.

Compartir

2 comentarios sobre “LA JUSTICIA

  1. Me encanta lo de la información llega a quién tiene que llegar, y está publicación parece que me estaba esperando hoy 😉😉😉gracias por enseñarme a ver estas «casualidades» 💗😘😘

  2. Justicia interna…mi caballo de batalla.
    Qué fácil me resulta dar justicia al otro y qué dificil hacerlo conmigo. Qué resistencia a la aceptación de uno mismo.
    Doy fe de que el árbol de la vida da una información muy valiosa, aporta mucha luz y da sentido a muchos para qué de tu camino.
    Gracias por seguir compartiendo con nosotros 🙏😘😘

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.